El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres: reiteró su permanente llamado al diálogo como instrumento de tolerancia, respeto mutuo y progreso social en democracia.

Al presentar el tercer informe sumario de actuaciones realizadas por el CONADEH y recomendaciones que ha formulado en ocasión de la crisis post electoral, Herrera Cáceres señaló que el objetivo del CONADEH es evidenciar más, la lamentable realidad que estamos viviendo y los daños que algunas personas están causando, tanto al ejercicio efectivo de los derechos humanos que son propios de todas y todos, y cada uno, de los habitantes de Honduras, como a la superioridad de las normas que los salvaguardan. Derechos humanos y primacía de normas que constituyen los fundamentos esenciales e inseparables de la democracia, la cual tiene, como condiciones y frutos, la paz y el desarrollo para el bienestar de toda la gente.

El Ombudsman llamó, a cada persona manifestante y a los responsables políticos, a utilizar el diálogo como práctica útil, en democracia, para evitar la violencia durante las manifestaciones, conciliando el ejercicio del derecho a la manifestación pacífica de cada persona con el respeto de los derechos humanos de terceras personas, y asegurando el respeto mutuo entre manifestantes y autoridades. Urgió, a todo el liderazgo democrático, político y social, a cumplir su inexcusable responsabilidad cívica de aportar su máxima contribución para salir prontamente de la inestabilidad política y de la conflictividad social que agobia al pueblo hondureño entero, recomendando el diálogo fraternal y solidario que, entre otros aspectos esenciales, conduzca a notorios resultados progresivos en las materias siguientes: cohesión y justicia social; eliminación de las causas o condiciones que atan, a la mayoría de la población hondureña, a la pobreza y el desempleo; reformas electorales que garanticen más -conforme al consenso de todos los hondureños y hondureñas- elecciones en condiciones de igualdad, apertura, libertad, justicia y transparencia; y fomento de la seguridad humana y el desarrollo sostenible.

El Defensor del Pueblo Herrera Cáceres, recomendó asimismo, la participación representativa de todos los sectores políticos y sociales en el diálogo, fraternal y solidario, por la gobernabilidad del Estado democrático de Derecho, para lograr también que todas las estructuras del Poder Público aseguren, en su funcionamiento, la mayor efectividad y eficacia en la protección y respeto de la dignidad humana y en el proceso de democratización real de Honduras.

 

Categorías: NOTICIAS

Comunicación y Prensa

http://www.conadeh.hn

Chinese (Traditional)DanishEnglishFrenchGermanItalianRussianSpanish