• Datos preliminares proporcionados por la Unidad de Desplazamiento Interno por Violencia del CONADEH revelan que este ente estatal atendió entre enero y julio del 2016, un total de 2047 quejas en cinco de los 298 municipios del país, de las cuales 47, que representan el 2.3%, corresponden a casos por  desplazamiento forzado.

El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres y el Relator Especial de las Naciones Unidas sobre los Derechos Humanos de los Desplazados Internos, Chaloka Beyani,  se reunieron hoy para abordar las causas  subyacentes  que provocan los desplazamientos forzados en Honduras  a fin de erradicarlas.

El ombudsman hondureño informó al Relator de las Naciones Unidas que el desplazamiento forzado de personas ha ido creciendo, en el país,   por causas de los desastres naturales, de la violencia y  la delincuencia.

Herrera Cáceres que se reunió con Beyani en la sede del ente estatal derechos humanos, hizo una radiografía de la situación que enfrentan los desplazados en el país.

“A veces no hay fronteras entre el desplazado y el migrante ya que  todo desplazado interno es potencialmente un migrante, por diferentes circunstancias”. Expresó.

Agregó que la  población hondureña ha sido históricamente vulnerada en sus derechos humanos afectada, principalmente,  por los altos niveles de pobreza y la exclusión social en la que vive.

Indicó que esa situación histórica de pobreza y de exclusión social  se ha agravado en los últimos años  por la violencia, la delincuencia y los desastres naturales, factores que contribuyen a crear corrientes de desplazados forzados en el país.

47 casos registrados en 5 municipios

Herrera Cáceres explicó que cada año aumenta el número de personas atendidas en el CONADEH lo que viene aparejado con un incremento de solicitudes que hacen las personas para poder salir del país con el propósito de  salvaguardar su integridad física y su vida.

Datos preliminares proporcionados por la Unidad de Desplazamiento Interno por Violencia del CONADEH revelan que este ente estatal atendió entre enero y julio del 2016,  un total de 2047 quejas en cinco de los 298 municipios del país, de las cuales 47, que representan el 2.3%, corresponden a casos por  desplazamiento forzado.

Las víctimas denunciaron haber recibido amenazas a muerte en un 47%,   un 14%  por amenazas, y  otras que se quejaron por haber sido objeto de extorsiones,  persecución, discriminación e incluso violencia doméstica.

De los 47 registrados por desplazamiento en  los municipios de Comayagua, Choluteca, Juticalpa, Ocotepeque y Villanueva,  el 64% son mujeres, el resto son niños, adultos mayores, personas con discapacidad y miembros de la Comunidad Lésbico, Gay, Transexual, Bisexual e Intersexual (LGTBI).

Desplazamiento forzado tiene diversas modalidades

Otros hallazgos revelan que, en Honduras, el desplazamiento forzado tiene diversas modalidades, en algunos casos por acciones que involucran a miembros de maras o del crimen organizado que amenazan con desalojar a las personas y les dan cierto periodo de tiempo

Hay casos donde hay grupos, generalmente maras o pandillas, que imponen  un  “toque de queda”  en la comunidad y no les permiten  a las personas salir ni  entrar después de determinadas horas.

El Defensor del Pueblo recordó que en el 2015  firmó una carta de entendimiento con el  Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR)  encaminada a proteger  a las  personas desplazadas por causa del crimen organizado transnacional, las maras, el narcotráfico  y otras formas de violencia en Honduras.

De acuerdo a esa carta, se articularán acciones con otras instancias del Estado y de la sociedad civil para identificar tempranamente y brindar protección efectiva a solicitantes de asilo, personas refugiadas, apátridas y otras que requieren protección internacional,  así como facilitar su integración local y social y productiva en el país.

Declaró que en aplicación del Plan de Acción “Vanguardia de la Dignidad Humana” y viendo la carta de entendimiento se creó, en el CONADEH, una Unidad de Desplazamiento que se encargaría de estudiar tanto el tema de la prevención como el de la protección y atención de las personas desplazadas.

Tema de los desplazados se aborda a nivel Centroamericano

El ombudsman hondureño también se refirió a que el Consejo Centroamericano de Procuradores de Derechos Humanos (CCPDH) se ocupa de esta materia con el establecimiento de mecanismos de colaboración entre las diferentes defensorías.

Explicó que para el CCPDH el desplazamiento opera en toda la región centroamericana y se habla de desplazados internos con esa dimensión, y se les ve como migrantes a los que salen de Centroamérica.

Sostuvo que el desplazamiento forzado de persona ha ido creciendo  por causas de los desastres naturales, de la violencia y  la delincuencia.

Previo a la visita que realiza por 3 días a Honduras, el Relator Especial sobre los derechos humanos de los desplazados internos, Chaloka Beyani, visitó el país del 23 al 27 de noviembre de 2015 con el propósito de verificar los desplazamientos causados por la violencia generalizada y las pandillas delictivas organizadas.

Un estudio sobre caracterización del desplazamiento interno en Honduras estima que entre el 2004 y el 2014,  en 20  municipios de Honduras,  unas 174.000 personas (alrededor de 41.000 hogares) eran desplazados internos.

Una de las recomendaciones de Bayani,  en su último informe, es que  deben reconocerse las dimensiones regionales del problema de la violencia y de los desplazamientos internos y debe prestarse apoyo internacional adecuado al Gobierno de Honduras.

 

Categorías: NOTICIAS

Comunicación y Prensa

http://www.conadeh.hn

Chinese (Traditional)DanishEnglishFrenchGermanItalianRussianSpanish